05 febrero 2008

The meaning of life

Hace poco, Javier Cercas en un Palos de Ciego de El País Semanal se preguntaba:

“¿Hay razones para la esperanza? Las hay: al fin y al cabo, no todo puede ser catastrófico en un país donde una novela tan potente, ambiciosa y persuasiva como Vida y destino, de Vasili Grossman, lleva vendidos decenas de miles de ejemplares, y donde de uno de los libros más sabios, amenos y saludables que se conocen – los Ensayos, de Montaigne – se han hecho varias ediciones en muy poco tiempo.”

De haber sido yo quien se formulara esa pregunta, hubiera dicho...

“¿Hay razones para la esperanza? Las hay: al fin y al cabo, no todo puede ser catastrófico en un país donde cerca de 200 personas (y creo que me quedo corta) pagaron la entrada de tres euros para escuchar en el CCCB a uno de los más prominentes críticos literarios del Reino Unido, Terry Eagleton, hablar sobre el sentido de la vida.”

Irónico y divertido a pesar de la seriedad del tema, Eagleton demostró en vivo y en directo lo que lleva décadas demostrando a través de sus libros y ensayos: que lo erudito no tiene por qué ser inaccesible... y que un guiño al público bien puesto no invalida un argumento, sino que lo hace más cercano.

Empezó diciendo que en sus años de estudiante pasaba horas leyendo el registro de tesis doctorales de su universidad porque los títulos no tenían desperdicio, y que su favorito era “Some aspects of the vaginal system of the flea” ("Algunos aspectos del sistema vaginal de la pulga"); siguió alabando las maravillas de su libro “The meaning of life” (muy barato, aseguró; y más a partir de abril cuando se publicará en edición de bolsillo); y terminó dejándonos con la miel en los labios. Cito aproximadamente:

“Quizá el sentido de la vida consista en ver la vida como si de una banda de jazz se tratara. ¿Que qué quiero decir con eso? [Mirando el reloj...] vaya, lo siento mucho, pero me temo que he agotado el tiempo del que disponía para mi intervención esta noche. La respuesta está en el libro. Muchas gracias.”

6 comentarios:

núria dijo...

Sembla interessant, estaré al cas!

Garvin dijo...

Me ha caído bien el tipo. Ha sido una forma graciosa de dejarnos con la miel en los labios, incluso ha despertado mi curiosidad que llevaba bastante tiempo en un profundo letargo.

sfer dijo...

Lástima que el señor Eagleton no use Internet... Si lo hiciera, podría comprobar el aspecto del autor de su tesis favorita :-)

el llibreter dijo...

Soy fan de Terry Eagleton. Recomiendo vivamente El portero, donde lleva su arte para las enumeraciones caóticas de tres elementos a extremos hilarantes. Si obviar el rigor y la nostalgia, pues se trata de su autobiografía.

El sentido de la vida saldrá publicado en español a partir del día 24 de febrero, en Paidós.

Saludos cordiales.

sfer dijo...

Haré caso de su recomendación y buscaré ese "El portero". Gracias :-)

el llibreter dijo...

Donde escribí "si obviar" quise escribir "sin obviar". El teclado, que tiene vida propia y no se cansa de recordármelo.

Saludos cordiales.